Noticias

El primer planeta que Kepler vio finalmente ha sido confirmado 10 años después.

marzo 6, 2019
Patricia

author:

El primer planeta que Kepler vio finalmente ha sido confirmado 10 años después.

Una década después de ser encontrado, el primer candidato a exoplaneta visto por el telescopio espacial Kepler ha sido confirmado como un mundo real.

El planeta orbita sobre una estrella inicialmente apodada KOI 4, por Kepler Object of Interest 4 (los KOIs 1 a 3 eran conocidos antes de que Kepler fuera lanzado en marzo de 2009). Cuando el planeta pasó frente a la estrella, impidió que un poco de luz estelar llegara a Kepler en la órbita de la Tierra, alertando a los astrónomos sobre la existencia del planeta.

El equipo de Kepler originalmente pensó que la estrella tenía alrededor de 1,1 veces el ancho del sol, lo que haría que el planeta fuera del tamaño de Neptuno. Pero entonces los astrónomos vieron un segundo descenso en la luz de las estrellas cuando el mundo pasó detrás de la estrella, llamado eclipse secundario. Esa segunda caída no debería ser visible para un planeta tan pequeño, así que el candidato a exoplaneta fue descartado como una falsa alarma.

Pero «todavía queda un tesoro por encontrar en los datos de Kepler», dice la astrónoma Ashley Chontos, quien comenzó a buscar candidatos no confirmados para Kepler en 2016 como estudiante de postgrado de primer año en la Universidad de Hawaii en Honolulu. Ella y sus colegas terminaron revisando el tamaño de KOI 4 midiendo la forma en que las ondas sonoras ondulan por el interior de la estrella, una técnica llamada asterosismología.

KOI 4 es en realidad cerca de tres veces más ancho que el sol, lo que significa que su planeta sería cerca de tres veces más grande de lo que se estimó en un principio, o un poco más grande que Júpiter, encontró el equipo. Eso es lo suficientemente grande para que el mundo bloquee la suficiente luz de las estrellas como para que Kepler note ese eclipse secundario, dijo Chontos el 5 de marzo en una presentación en la conferencia científica Kepler & K2 de la NASA en Glendale, California.

Después de que los hallazgos fueron comprobados por astrónomos usando telescopios terrestres, la estrella fue rebautizada como Kepler 1658, y el planeta Kepler 1658b, añadiendo el sistema a la larga lista de descubrimientos de Kepler. «Se siente muy bien tener ese primer planeta allí», dijo Chontos.

Aún así, la adición puede ser agridulce: Kepler se quedó sin gasolina y terminó su misión en noviembre, después de detectar miles de exoplanetas.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *